.

"Un balance realista" por Antonio de la Fuente



El tratamiento del balance de los estados contables del Club han traído aparejados, en los últimos diez años, acalorados debates en las asambleas previstas por el estatuto. Mientras la oposición, siempre minoritaria e incapaz de ganar una votación con sus miembros, denunciaba artilugios usados para que el déficit quedara en cero, el oficialismo se jactaba de ganar el campeonato económico.

En los últimos años, las tácticas para fingir el balance se expandieron. Se incorporaron créditos virtuales por jugadores del Club en valores irrisorios, entre los que se proyectaba, por ejemplo, la venta de Rogelio Funes Mori por 35 millones de pesos, aunque no estaba claro a quién ni cuándo. También se agregaron adelantos de ingresos correspondientes a otros períodos, como aquellos de la televisación de los partidos.

A lo largo del año, a medida que se descubría el velo de los horrores de la gestión de Daniel Alberto Passarella, los socios tomábamos conocimiento de cuál era la situación real de la economía del Club. El trabajo fue doble: por un lado, analizar los ingresos y los gastos; por el otro, hacer un control exhaustivo de la –escasa- información correspondiente a los últimos meses del año 2013.

Ante este panorama, se produjo un cambio profundo en la confección del balance del período que abarca desde el 1/9/2013 al 31/08/2014, que se trató en la asamblea del día de ayer, 23 de diciembre de 2014. Lo más importante es que se hizo un sinceramiento de los estados contables de River, sin caer en chicanas ni tapar la realidad económica.

Se inició con la lectura de los tres informes redactados por los distintos integrantes de la Comisión Fiscalizadora que, cada uno con sus observaciones, coincidían en la aprobación del balance en cuestión. Además, recomendaban tomar medidas legales contra la gestión anterior.

A continuación, se sucedió una extensa lista de oradores, que formularon con gran entusiasmo su posición. Si bien hubo quienes mocionaron a favor, en contra y en abstención, todos reconocieron los esfuerzos de la tesorería por estar a la altura de un tema tan complejo y delicado. 

Aquellos que proclamaban la aprobación del balance resaltaban que, después de mucho tiempo, nos hallábamos ante un balance que mostraba lealmente los números del período. El representante Nicolás Barco destacó que “Un balance no es bueno o malo, debe ser el reflejo de los estados contables de una asociación. Y este lo es.”

Por su parte, el asambleísta Pablo Sciolla cuestionó la falta de cierta información, conforme surgiera de uno de los escritos de la Comisión Fiscalizadora, como así también el poco tiempo para trabajar con la información brindada. Además, realizó un llamado para sancionar a los miembros de la Comisión Directiva del período 2009/2013. Este último punto fue sostenido por otros representantes.

Finalmente, la votación se cerró con 83 votos positivos, 3 negativos y 4 abstenciones.

Por último, se aprobó por aclamación la suscripción de un contrato con la empresa Publicidad Estática Internacional por la instalación de la pantalla led inaugurada en la fecha 18 del torneo local. Se trata de una concesión por el plazo de 4 años, con una opción de compra posterior.

Quizás, lo más destacable de la asamblea sea la altura con la que los representantes expusieron sus puntos de vista, en un marco de respeto, sin malas intenciones, unidos en buscar lo mejor para el club.

¡Feliz navidad a todos los riverplatenses, por un 2015 lleno de éxitos!

Por Antonio de la Fuente, representante de socios

Notas Relacionadas

Rodolfo D'Onofrio 1648812672111442002

¿Quién debería llevar la 10?

Recibí las noticias en tu mail

item